23.10.10

Si gana la misma gente

Se acercan las elecciones
otra vez, otra vez
si gana la misma gente
ta´mos jodío otra vez
Alí Primera - Otra vez


 En Perú, cuando los dueños de la pelota pierden las elecciones, éstos se olvidan de sus  fingidos modales democráticos y se les sale el corazoncito facho y gamonal: ensucian el conteo, demoran el proceso, manipulan a su antojo las cifras, dinamitan la esperanza y la legítima celebración de los demonizados de siempre, que se ganaron el triunfo a base de sudor, unidad y esfuerzo, como no se veía desde 1983.

 Tanto les duele a los viejos prolongadores del pasado, cantores del ficticio paraíso de hoy, que amenazan con impugnar las 4 mil actas que quedan, sin importarles gastar centenas de miles de dólares, producto de las donaciones de empresarios, rentistas y traficantes.

Es que nunca la vieron venir. Ni en sus peores pesadillas soñaron perder Lima, su otrora irreductible bastión. Mucho menos frente a una Alianza de Izquierdas, siempre satanizados o tildados de rojos, violentistas, retrógrados. La eterna candidata de los ricos y de los narcos ha tenido su más dolorosa derrota, pese a las  absurdas explicaciones de "expertos" para parecerla triunfadora, o perdedora por un estrecho margen: perder una elección donde llegó a tener 30 puntos de ventaja, faltando 3 meses, es una derrota inobjetable.

Como si Lima estuviera conectada por carretas o canoas, y en el sistema de cómputo se usaran las recordadas Intel 286, a veinte días de las elecciones aún el JNE no puede llegar a un resultado final. Distritos populosos como Comas, Puente Piedra e Independencia apenas rozan el 70% de actas hábiles, las demás están secuestradas bajo el título de observadas. Quizá a los dueños de la pelota les encantaría que esos distritos y sus gentes no existieran o no formaran parte de "su" Lima.

Así, obviando estos distritos, los dueños del poder y sus títeres han creado una ficticia situación de virtual empate técnico, esperanzados quizá en que la gente baje la guardia y anulen entre gallos y medianoches las casi 4 mil actas observadas y que quedan por deliberar. También esperan que la desazón cunda en los sectores de izquierda, armando campañas apoyados en cierta prensa sirviente y los Quinta Columna de siempre, aquellos que se dicen llamar progresistas pero hacen guiños a la derecha, critican a sectores de izquierda por no haberlos  invitado al baile, o simplemente querer torpemente quedar bien con otros candidatos para las futuras elecciones.
(Click en la tabla para ampliar)

Dicen los que saben de estadística y no marean con vectores, que un resultado electoral al 90% de avance es casi imposible que cambie. Pero también dicen que debe representar el universo de votantes. En esta tabla que adjunto se incluye una estimación del resultado final, incluyendo a los distritos olvidados por el JNE: en ella la actual ventaja de 16 mil votos sube a 40 mil, duplicando el porcentaje de ventaja. Si el conteo fuera uniforme, hace bastantes días tendríamos virtual alcaldesa.

Todo esto no es casualidad, ni culpa del poco presupuesto del Sistema Electoral. Esto ha sido el esperado colofón de una campaña electoral vomitiva por parte del gobierno y sus aliados, ante una derrota inevitable.

Los peruanos no somos ingenuos, ya no nos creemos viejos cuentos de un país que avanza,  con un presidente desquiciado que es el mal menor ante sindicalistas incendiarios. La mayoría quiere un cambio, estamos hartos de autoridades abusadoras y corruptas,  campesinos masacrados, empresarios que hacen de la plusvalía un arte, un Seguro Integral que no cubre  ni integra nada, de seguir vendiendo riquezas por espejos con brillo y coimas para los ministros.

No solo Lima ha hablado, la mayoría del país lo ha hecho también, ante el horror de quienes creían que todo estaba atado, y solo les quedaba imponer en las próximas elecciones presidenciales la disyuntiva de elegir entre la hija de un asesino y ladrón, o un oscuro político experto en endeudar instituciones y forrarse los bosillos hasta reventar.


4 comentarios:

CANALLA dijo...

ver al abogado de PPC encargado de las actas impugnadas, sin sangre en la cara para decir que impugnaran todas las actas necesarias para ganar, ganar asi? es ganar?.. audiencias, el dinero $$ solo por joder al final no ganan , ignorar la voluntad de los que votaron diferente por un cambio solo para decirnos que ellos son los dueños de Lima y del Peru.. no creo esos tiempos ya fueron,
lo otro ver gente que ahora se le tiran encima a FS y desmerecer su triunfo y quere bajarsela con confucion a este paso terminaran bailando con alan ya que con otros no creo que puedan
chau

Anónimo dijo...

Buen post, vale el aclare... para los que aún no quieren darse cuenta de que hace rato ganamos!!!

Abriles dijo...

impecable, amigo. Me alegra que despertemos

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

La historia eleccionaria, es la misma en la América Latina, dondfe gobiernan los herederos del poder derivado de la tierra. Aquí en Colombia, tenían que subir los mismos, para garantizar la hipoteca del país al capital extranjero, y a los monopolios de la palma africano, el nuevo petróleo, para producir el biodisel. UN abrazo, llavería. carlos